nuevos-materiales

Las fibras que marcan el futuro de la moda circular

Publicado el 25 - abril , 2019

 

Finalmente la industria de la moda se ha dado cuenta que no podemos seguir funcionando como hasta ahora o bien los resultados serán muy graves. No podemos seguir cultivando algodón con los métodos actuales o generando textiles que son casi imposibles de reciclar o que tienen un algo nivel de toxicidad. Es una cuestión de salud humana (los tóxicos en la ropa son un grave problema) y también de viabilidad económica.

Según estudios y experiencias de diferentes empresas que han usado el análisis de ciclo de vida, el 50% del impacto de una prenda ocurre en la fase de extracción y producción de materia prima. Es por eso que la industria ha puesto mucho énfasis en la generación de nuevas fibras que puedan satisfacer las demandas de las necesidades de diseño circular y sostenible.

Hoy repasamos algunos de los materiales más utilizados y algunos nuevos que han llegado a cierto nivel de escala en su producción y que pueden ser usados en tu proceso de producción

Fibras naturales

La carrera por mejorar las fibras con las que trabajamos en toda la industria de la moda ha ya empezado. Tenemos fibras de todo tipo: orgánicas, recicladas, hechas de residuos y hasta cultivadas en laboratorios.

Es importante señalar que porque una fibra sea natural no quiere decir que no tenga impacto o que tenga menos impacto que una fibra sintética o hecha por el hombre.

 

El algodón

El algodón es un buen ejemplo de esto. El algodón es una de las materias primas más importantes para la industria textil y el sustento de muchas familias. Anualmente se producen alrededor de 20 millones de toneladas de algodón en 90 países pero el 75% de la producción se concentra en China, USA, India, Pakistan, Uzbekistan y Africa Oeste.

A pesar de sus poderosas propiedades, el cultivo de algodón tiene fuertes impactos ambientales (huella hídrica y uso de pesticidas y tóxicos) que hacen difícil que el material se mantenga en un futuro si queremos un sector de la moda más circular.

 

El algodón orgánico

El algodón orgánico es un gran paso en la dirección correcta. ¡No permite el uso de semillas modificadas genéticamente y restringe el uso de muchos productos químicos, lo que lo hace seguro para el medio ambiente, los agricultores y usted! Todavía usa agua y tierra, pero ayuda a sostener la tierra en la que se cultiva a través de rotaciones de cultivos, formas naturales de controlar pesticidas.

Existe ya una producción de algodón orgánico que ha llegado este año al millón de toneladas y a una superficie cultivada de alrededor de 1,75 millones de hectáreas a nivel mundial.

Aunque el porcentaje del algodón orgánico frente al tradicional no representa más de un 1%, este porcentaje es comprado en gran medida por los grandes retailers de moda a nivel mundial (H&M, C&A y NIKE).

Es por eso que son las fibras naturales preferidas las que tenemos que buscar si queremos productos naturales capaces de introducirse en el flujo de la moda circular.  Fibras como el algodón orgánico o el cáñamo así como también la alpaca y la lana orgánicos.

 

Alpaca
La lana de alpaca, es una fibra renovable que tiene un impacto ambiental mucho menor que la mayoría de los hilos de suéter. En comparación con la lana convencional, cada libra de lana de alpaca ahorra 400 libras de CO2 y 1,500 gal de wat

 

El algodón reciclado

El algodón reciclado se reutiliza a partir de desechos de algodón previos o posteriores al consumo que de lo contrario serían desechos y se enviarían a vertederos. Nos permite tener esa sensación de algodón suave sin el impacto ambiental que proviene del algodón virgen.

 

TENCEL ™ X REFIBRA ™
REFIBRA ™ combina el 20% de los desperdicios de algodón reciclados con pulpa de madera para producir nuevas fibras de Lyocell TENCEL ™ vírgenes. Al incorporar recortes de algodón, ayuda a evitar problemas de desperdicio y proporciona una solución para una economía circular, básicamente duplicando la bondad de TENCEL ™

Hemp

Hemp Black carbonizes hemp waste, like stalks, and blends it with recycled polyester for a variety of uses including conductivity for smart textiles. The company has also developed a hemp-based printing ink.

Fibras semisintéticas

TENCEL ™ Lyocell
TENCEL ™ es casi casi el santo grial de las fibras para tejidos. Fabricado por la compañía austriaca Lenzing, TENCEL ™ Lyocell es una fibra semisintética con propiedades casi idénticas al algodón. Es parte de la familia Rayon, hecha de materiales de madera renovables.
TENCEL ™ se fabrica a partir de árboles de eucalipto, que crecen rápido y espeso en terrenos de baja ley. Solo se necesita medio acre para cultivar suficientes árboles para una tonelada de fibra TENCEL ™. ç
La producción de TENCEL ™ se realiza sin el uso de pesticidas o insecticidas (a diferencia de su primo sucio, el algodón). Mientras que los árboles de eucalipto no necesitan irrigación (aunque son muy acidificadores del suelo), el agua todavía se usa para procesar la pulpa y convertirla en fibra TENCEL ™. Lenzing estima que su uso de agua es de 155 galones por libra de fibra, que es un 80% menos que el algodón.

 

TENCEL ™ tiene un proceso de producción de circuito cerrado, lo que significa que más del 99% del disolvente no tóxico se recicla y se reintroduce nuevamente en el sistema en lugar de ser expulsado como agua residual. Y no se fíe solo de nosotros: las fibras TENCEL ™ están certificadas por la etiqueta ecológica europea Oeko Tex 100 por contener bajos niveles de productos químicos y subproductos de fabricación.

Además, recientemente ha sido reconocido como biodegradable y compostable.

 

Las fibras recicladas

Las fibras recicladas van desde el agodón al polyester pasando por la lana y el algodón de jean.

Algodón reciclado

 

Los impactos del algodón son bien conocidos: consume grandes cantidades de agua, utiliza una importante cantidad de químicos y el algodón orgánico viene siendo cuestionado como una alternativa consistentemente más sostenible. Es por ello que una alternativa interesante es recuperar el algodón existente, ya sea preconsumo o postconsumo para reciclarlo y volverlo a introducir a la economía

Los hilos Recover® están hechos de ropa vieja y desechos de tela. Una vez que se recupera este residuo textil, se corta, se tritura y se hila en nuevo hilo. En 2016, Recuperar recicló más de 2.8 millones de kg de residuos textiles. A través de grandes círculos de distribución internacional, los materiales llegan a instalaciones como las de Hilaturas Ferre para ser reprocesadas e introducidas en el mercado con hilos de altísima calidad que contribuyen a hacer más circular la industria de la moda. Con los procesos de reciclaje se reduce o eliminan grandes cantidades de agua, energía y productos químicos.

Lana Reciclada 

La lana es una fibra que tiene un importante impacto ambiental ya que los animales necesitan grandes extensiones de hierba para alimentarse lo que provoca mucha deforestación; con sus patas y por la manera como muerden, tienen un fuerte impacto en los pastos y, además, encontramos prácticas de maltrato animal como el mulesing. Además de ello, el proceso para limpiar el tejido y volverlo esa fibra suave y de alta calidad que usamos, necesita una buena cantidad de químicos.

Recover de Hilaturas Ferre también ofrece la linea de producto de lana reciclada.

ECONYL® nylon regenerado
ECONYL® está hecho de nylon 100% regenerado, lo que significa que no se desperdicia ni se dañan nuevos recursos en la producción. En realidad, rescata los desechos de los océanos y vertederos como redes de pesca, pelusas de alfombras y restos de tela. Como una ventaja adicional, ECONYL® cuenta con la certificación Oeko-Tex, lo que garantiza que no se utilicen productos químicos peligrosos para teñir el tejido.

Cachemira reciclada
La cachemira es una fibra excelente. Es cálida, acogedora y de un tacto delicioso. Desafortunadamente, la demanda mundial ha llevado al sobrepastoreo de cabras en Mongolia. Eso significa que los pastizales de la zona, se convierten en desiertos. Los hilos de cachemira reciclados están hechos de recortes de cachemira regenerados y regenerados y prendas de punto para producir la misma sensación de suavidad que la cachemira convencional. En promedio, 1 kg de cachemira reciclada tiene un 80% menos de impacto ambiental que la cachemira convencional.

 

Cuando se trata de escala, las telas sintéticas se muestran más prometedoras. Estamos en una era de mayor colaboración y menos litigios de patentes, al menos cuando se trata de desarrollar textiles más amigables con el medio ambiente, lo que ofrece más esperanza.

 Aprende cómo hacer moda sostenible de manera rentable

[yikes-mailchimp form=»2″]

Fibras provenientes de desechos

Estas son fibras que se producen, o que utilizan para su producción, productos que son desechos de la leche, el café o las naranjas. Los productos son tan variados como puedas imaginar.

Residuo de la naranja

La fibra de naranja está hecha de subproductos de jugo de cítricos, reutilizándolos para crear una tela de celulosa con aspecto de seda.
Habiendo ganado el Premio al Cambio Global de la Fundación H&M en 2015, los fundadores ahora están más que listos para escalar la producción. Este año, el tejido es uno de los muchos materiales innovadores y sostenibles utilizados en la colección anual Conscious Exclusive de H&M.

La firma italiana Orange Fiber, utiliza cáscaras de naranja para hacer una fibra y materiales a base de celulosa.

Piñatex
Piñatex es una alternativa al cuero y está hecho de fibras de celulosa extraídas de hojas de piña, PLA (ácido poliláctico) y resina a base de petróleo. Piñatex fue desarrollado por la Dra. Carmen Hijosa y se presentó por primera vez en la exposición de doctorado en el Royal College of Art de Londres. Piñatex se fabrica y distribuye a través de la compañía de Hijosa,  Ananas Anam Ltd. Piñatex es uno de esos productos que cumple con la mayoría de aristas de la economía circular: es un material completamente «cradle to cradle», sustituye a la piel que tiene un impacto ambiental y de bienestar muy fuerte y aporta nuevos ingresos.

Yarn de leche

Cyarn extrae la leche de la fibra y fabrica el fluido de hilado de proteínas. Este se puede procesar  en el hilado en húmedo mediante una nueva técnica de bioingeniería, y la fibra Cyarn de alta calidad se fabrica combinando las dos fibras.

La fibra de proteína de la leche Cyarn es saludable para la piel, cómoda, con colores brillantes debido a una buena capacidad de teñido, etc. La fibra de proteína de la leche se puede hilar pura o combinar con cachemira, seda, seda hilada, algodón, lana, ramio y otras fibras para tejer tejidos.

Seda de la Soja

La leyenda dice que Henry Ford usó un traje hecho de seda de soya en la década de 1940, pero el gobierno de los Estados Unidos decidió promover el rayón. Ahora en el siglo XXI, sin embargo, es la seda de soja que tiene el mayor potencial.
La seda de soja está hecha de los subproductos del proceso de fabricación de tofu. Las proteínas licuadas se extruyen en fibras que luego se hilan y se usan como cualquier otra fibra (tejida, tricotada, etc.).
El alto contenido de proteínas lo hace receptivo a los tintes naturales, por lo que puede crear sus propios colores.

Ingeo – Fibra de Maiz

Sin duda, es demasiado pronto para creer que Dow Chemicals (Cargill Dow) ha entregado una nueva hoja, pero parece que están interesados en llegar a nuevos mercados a través del desarrollo de Ingeo ™. Ingo se crea extrayendo el almidón y luego los azúcares del maíz, y procesándolos para hacer una fibra, que se puede hilar en un hilo o tejer en un tejido.

Biocouture

La biocouture es la ciencia que mezcla la biología y la moda. En esta disciplina se utilizan bacterias y otros microorganismos para crear un biomaterial textil.

La iniciativa es de la diseñadora Suzanne Lee, autora Fashioning the future: Tomorrowʼs Wardrobe. En su investigación para encontrar vías más sostenibles para el mundo de la moda, conoció a un biólogo que sugirió que se podrían “cultivar” tejidos.

Por ahora estos tejidos están en la fase de prototipaje ya que hace falta resolver el hecho de que absorben mucho el agua; pero pronto serán un complemento perfecto a todos los otros materiales mencionados.

Le Qara

Es una iniciativa peruana de tres mujeres arequipeñas que se propusieron una alternativa vegana y no contaminante al cuero. El cuero de Le Qara está hecho de microorganismos con lo que evita el sacrificio de animales. Además, mantiene la misma transpirabilidad porque, como el cuero de los animales, proviene de microorganismos vivos.

El bioleather de le Qara no solo es biodegradable, sino también los residuos del proceso se puede utilizar como compost líquido, por lo que es un proceso que no genera residuos.

 Aprende cómo hacer moda sostenible de manera
rentable

[yikes-mailchimp form=»1″]

Ester Xicota

Soy Ester Xicota y tengo más de 15 años apoyando organizaciones en su transición a la sostenibilidad. Trabajemos juntos para diseñar un plan de transformación a la sostenibilidad y la economía circular que sea rentable para tu empresa y positivo para la sociedad y el medio ambiente.

Notas relacionadas

carta abierta a la UE contra PEF en Green Claims Directive
Green Claims Directive: ¿Favoreciendo la Moda Rápida en Detrimento de Ganaderos y Agricultores?
Consumidores moda preocupados por sostenibilidad
¡Atención marketeros! No todas las personas valoran igual la sostenibilidad
influencers muestran cómo se hace la ropa
¿La nueva obsesión de TikTok? Las fábricas de moda

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento a nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies